miércoles, 21 de noviembre de 2007

Tratamiento

Sensibilidad a los Antibioticos: En la década de los años 60, prácticamente todas las cepas de S. pneumoniae eran sensibles a la penicilina .A lo largo de los años se ha observado cierto grado de resistencia a la penicilina de un numero creciente de cepas neumocócicas. Esta resistencia se debe cuando aparece una mutación espontánea o la adquisición de nuevo material genético que altera las proteínas de unión a la penicilina, de forma que se reduce la afinidad por este antibiótico y se precisa una concentración superior en su saturación.
Esto tiene gran importancia clínica ya que esta resistencia intermedia a la penicilina varia cuando se trata la infección; puesto que una cepa con resistencia intermedia se comporta como un microorganismo sensible cuando provoca neumonía, pero probablemente no lo hace así cuando causa otitis o meningitis.
Los neumococos sensibles a la penicilina lo son también a todas las cefalosporinas comunes. Las cepas con resistencia intermedia a la penicilina son resistentes a todas las cefalosporinas de 1ª generación a la mayoría de 2ª generación mientras que son sensibles a las cefalosporinas de 3ª generación.

La neumonía causada por cepas con resistencia intermedia a la penicilina responde de forma satisfactoria a los antibióticos B-lactámicos, base del tratamiento en infecciones neumocócicas graves, que se unen de forma covalente al sitio activo y bloquean de este modo la acción de las enzimas de la membrana celular, responsables de la síntesis de la pared celular. A estos también responden las neumonías provocada por cepas totalmente resistentes, aunque con menor fiabilidad.

La sinusitis y la otitis media debida a S. pneumoniae de resistencia intermedia no responden de forma fiable al tratamiento, y a menudo se producen fracasos terapéuticos cuando estas enfermedades corresponden a cepas neumocócicas muy resistentes.

La resistencia a la eritromicina por parte del neumococo se aplica a los nuevos macrolidos, como la azitromicina y la claritromicina .esta resistencia afectara el tratamiento de la bronquitis, la sinusitis y la neumonía, siendo sensibles a la clandimicina.

Todos los neumococos son sensibles a la vancomicina, aunque es temido por los expertos que si los enterococo y otras bacterias gram positivas desarrollan resistencia a este antibiótico también los neumococos se tornen resistentes en el futuro.

Los patrones de sensibilidad neumocócica varían enormemente entre las distintas comunidades y dentro de ellas y los datos cambian continuamente. No obstante, se observa una tendencia constante hacia una resistencia más amplia.

Tratamiento General: Se ha subrayado la importancia de aplicar un tratamiento ambulatorio a los pacientes de bajo riesgo .Esta estrategia parece inocua. No obstante, si el medico alberga alguna duda sobre la gravedad de la enfermedad, las circunstancias sociales o la probabilidad de que el enfermo cumpla antibiocoterapia prescrita, lo mejor será ingresar al paciente a la brevedad.
Tratamiento ambulatorio: La amoxicilina, se utiliza para tratar con eficiencia todos los casos de neumonía neumocócica, salvo los causados por las cepas más resistentes a la penicilina.
Tratamiento hospitalario: Gran parte de la resistencia de las cepas neumocócicas son resistentes a los macrólidos lo que se supera la administración de eritromicina. Por lo que se administrara vancomicina que siempre es eficaz contra los neumococos que son resistentes a los antibióticos antes descritos.
Duración del tratamiento: Aun no se ha determinado la duración optima del tratamiento de la neumonía neumocócica .La cepas sensibles a la penicilina desaparecen del esputo varias horas después de administrar la primera dosis de penicilina, por lo que si todas las cepas son sensibles con una sola dosis basta.
El tratamiento no debe durar más de 7 días ya que es un arma de doble filo, debido al riesgo de generar otras complicaciones

1 comentario:

Microbiología y Parasitología Bio 058 dijo...

Hola:
Encontré muy interesante y muy fácil de entender la parte de la resistencia de los antibióticos por parte de las enfermedades infecciosas, ya que es un tópico que para nosotros futuros integrantes de la salud es muy útil e importante conocer, para no caer en el abuso de ellos, cuidar nuestro cuerpo y para informar de buena manera a la gente el día de mañana como tecnólogos médicos responsables.

Muy bueno gracias
Abel Luna